Sé selectivo con tus relaciones sociales

Email Newsletter

Subscribe to our monthly email newsletter to stay up to date with the latest news, articles and stories from Avada Yoga:

    Ser espectador de la felicidad ajena cuando tú no estás feliz es doloroso. Y esto no te hace peor persona. Así que si en algún momento de tu vida has odiado quedar con es@s amig@s que no hacen más que hablar de lo felices que son, no te sientas culpable en absoluto, ni te sientas egoísta por no disfrutar del bien ajeno, es absolutamente normal sentirse así. NO eres culpable por ello, ni mucho menos.
     
     
     
    De hecho, en este artículo te queremos hablar de lo importante que es seleccionar a las personas adecuadas en determinados momentos de nuestra vida. Hay que asumir que hay personas que vienen a tu vida para quedarse de manera “definitiva”, pero también están otras personas que son circunstanciales, que están “de paso”, pero son necesarias e igual de importantes en determinados momentos. Y tampoco eres peor persona por conocer a gente solo para “una temporada”. De hecho, es algo muy sano mentalmente.
     
     
    Cuando uno se siente solo por las circunstancias que sean, supongamos por ejemplo que no tienes pareja o no has podido formar una familia estable y eso te hace sentir solo,  nuestra recomendación es que NO os convirtáis en espectadores de aquellas vidas que anheláis. Jamás quedéis con amig@s que tengan esa vida idílica con la que vosotros estáis soñando y queréis conseguir.
     
    Eso hace mucho daño mentalmente, no habrá ningún tipo de empatía en esa relación de amistad, porque estáis en momento vitales completamente diferentes. Y esas relaciones no suelen fluir bien. No es culpa de ninguna de las dos partes.
     
    Simplemente, ellos hablarán de su felicidad, y tú te sentirás cada vez más chiquito al ver que otros han logrado lo que tú no tienes y anhelas y tu depresión y tristeza irán a mayores. Cuando llegues a tu casa nuevamente solo, te sentirás peor que nunca.
     
    Por eso nuestra recomendación de hoy es que busques a personas que estén pasando por momentos vitales parecidos. Ojo, tampoco es recomendable las personas “corta venas”, esas que no hacen más que llorar y victimizarse con su situación, pero que son absolutamente pasivas en la búsqueda de soluciones.
     
    NO, lo que debemos buscar son personas que están en nuestra misma situación pero que también estén dispuestas a la acción, que tengan una actitud de “vamos a encontrar una solución”, que quieran hacer actividades, salir a relacionarse y sobre todo a conocer a gente nueva. Ese es el perfil ideal.
     
    Y sí, quizá esas personas sólo van a estar en nuestras vidas una corta temporada, quizá sean relaciones un tanto superficiales, digamos que son “un apaño”. Pero no tenemos que sentirnos mal por ello.
     
    La vida tiene muchas aristas, muchos momentos, y hay que saber jugar con todos ellos y sobre todo relacionarse con las personas adecuadas en los momentos adecuados.